Quiero ir a la playa con mi perro

 In Cuidados, Veterinaria

Hace unos años, esta actividad era impensable, hoy en día y con el aumento del número de mascotas, cada vez se están habilitando más zonas de playa para poder disfrutar de un buen día con la familia y tu mascota.

Muchos clientes nos preguntan por zonas de playa y consejos para poder ir con sus mascotas de manera segura tanto para ellos como para el resto de personas y los animales.

Lo primero que debemos hacer es comprobar si la zona donde queremos ir con nuestro perro, permite la entrada de animales. Hoy en día y gracias a Internet te puedes informar rápidamente y, en caso de duda, siempre tendrás teléfonos de atención al ciudadano, ya sea en los ayuntamientos de la zona o centros de información turística.

Una vez decidido el lugar de la excursión, debemos preparar la mochila para nuestra mascota, al igual que preparamos la nuestra. Imprescindibles en su mochila: los papeles del animal (cartilla sanitaria e identificación), agua, su bebedero y premios para reforzar su comportamiento. Y si vas a estar todo el día incluye en su bolsa comida y su comedero.

También necesitarás bolsas para recoger las heces del animal. Y, por último, su juguete favorito (a poder ser uno que flote para evitar posibles sustos en el agua).

Ya en la playa, debemos escoger un sitio lo más tranquilo posible. Debemos preocuparnos de proteger al perro con una sombra. Si no disponemos de sombra natural, habrá que llevar una sombrilla. También es recomendable poner protección solar al animal, sobre todo si es de capa blanca y/o presenta zonas despigmentadas o con poco pelo. En el mercado existen multitud de marcas que distribuyen protectores solares para nuestras mascotas.

En la playa, aplicar el sentido común con las mascotas

Como en las personas, se recomienda evitar las horas centrales del día, para evitar golpes de calor (que no sólo curren en el interior de los coches). Además, a esas horas, la arena de la playa suele estar muy caliente, y puede producir irritaciones y quemaduras en las almohadillas plantares. Para esto existen en el mercado unos protectores: son una solución, que se aplica con un pincel en casa antes de salir, protegiendo así las almohadillas de las mascotas.

Otra recomendación muy importante es asegurarse de que el animal vaya bebiendo a lo largo del día para evitar posibles deshidrataciones. Debemos asegurarnos de que el animal no beba agua salada, sobre todo para evitar problemas gastrointestinales.

A la hora del baño debemos tomar ciertas precauciones porque, aunque sea una actividad divertida y refrescante, no está exenta de peligros. Es recomendable elegir una zona de poca profundidad y donde no haya corrientes. Comprobaremos que no existe presencia de medusas, porque si nuestro perro se acerca a curiosear, se llevará la consecuente picadura. Pero lo más importante es seguir las recomendaciones de las banderas y socorristas de la playa en cuestión. Por otro lado, no a todos los perros les gusta bañarse en el mar, con lo cual, no lo obligues a ello. Simplemente ten la precaución de ir mojándolo de vez en cuando para ayudar a regular su temperatura corporal y evitar golpes de calor, sobre todo si son braquiocefálicos (bulldogs, carlinos, …).

Otra recomendación para los perros es para aquellos a los que les encanta escarbar y hacer grandes agujeros en la arena de la playa. Habrá que considerar dos cosas. En primer lugar, acordaros de tapar los hoyos, para que el resto de usuarios no tengan percance alguno ya que, como hemos comentado anteriormente, deberemos hacer un uso responsable de la playa. Y en segundo lugar, controlar que el animal no ingiera arena, ya que podría convertirse en un problema de salud que deberéis consultar con vuestro veterinario.

Una vez ya en casa, es recomendable dar un baño con agua dulce para retirar restos de salitre y arena que hayan podido quedar en el animal y darle un secado adecuado. En este momento de higiene de la mascota asegúrate de revisar los oídos del animal y secárselos de manera adecuada para evitar otitis. Si pasados unos días ves que agita la cabeza e intenta rascarse con insistencia, acude a tu veterinario para hacerle una revisión.

Esperamos que estas recomendaciones os hayan servido y disfrutéis de un buen día junto vuestra familia y vuestras mascotas. Sobre todo, sed responsables.

Con respeto mutuo todos podemos convivir en nuestras playas

Clínica Veterinaria Campamento, Benimàmet (Valencia)

Recent Posts

Leave a Comment

*